Disfrutar del tiempo, de la compañía, los amigos, el aire, el agua, el sol, la gastronomía…

En esta maravillosa playa podrás encontrar un equilibrio perfecto entre la naturaleza y la vida.

Desde su bosque de pinos que desembocan en la misma arena de la playa, aparentemente sin orden, con el ruido del viento atravesando los pinares y con esa sensación de frescor y leve silbido,  te encontrarás en un paraje singular y agradable para pasar unos excelentes días tranquilamente aislado de la civilización.

¡ Ven a disfrutar !